Consejos indispensables para proteger la vivienda en vacaciones

El verano es la época del año en que hay mayor riesgo de robo en casa. Al estar de vacaciones y dejar nuestro hogar vacío, las posibilidades de que entren a ella aumentan. Esto no significa que ocurra mucho, pero no deja de ser una circunstancia desagradable.

El aumento de ocupaciones ilegales y robos en viviendas ha aumentado considerablemente en nuestro país durante los últimos 5 años. Esto produce que la inseguridad y el miedo afecten a nuestro descanso vacacional. Es por ello que muchas personas deciden adquirir sistemas antirrobo para proteger sus casas.

¿Qué hacer para prevenir robos en casa durante las vacaciones?

Los ladrones estudian, conocen y entienden las rutinas de aquellos que viven en los hogares que van a asaltar. Es por ello que hay que evitar a toda costa facilitarles todo el trabajo. Con algunas sencillas medidas y consejos útiles serás capaz de reducir las posibilidades de robo en tu hogar.

No dar demasiada información

Estamos acostumbrados a publicar sin piedad detalles de nuestras vidas en las redes sociales. Sin embargo, esta información puede caer en manos de ladrones, por lo que es recomendable no publicarla cuando nos vayamos de vacaciones.

Otra opción es tener las redes sociales privatizadas, es decir, que no estén accesibles para todo el mundo, sólo para tu familia y amigos cercanos. Esto te permitirá compartir tus mejores momentos de las vacaciones sin miedo a que un desconocido sepa que tu casa está vacía.

Simular que hay alguien en casa

Dar señales de vida en tu hogar, aunque realmente no haya nadie, es un elemento disuasorio muy importante. Para ello es esencial contar con herramientas como temporizadores en las luces de casa, logrando que se enciendan y se apaguen de forma automática. También en radio o televisión, si quieres que esta ilusión sea más realista.

La automatización de sistemas de riego, luces exteriores e incluso que algún familiar o amigo cercano acuda a casa de vez en cuando para comprobar que todo está correcto es una buena forma de indicar a los ladrones que no es una buena idea entrar en ella. Por ejemplo, para recoger las cartas y publicidad que haya en el buzón.

Asegurar puertas y ventanas

 Además de asegurarse de que las puertas y ventanas estén bien cerradas antes de irse de vacaciones, es una buena idea agregar seguridad adicional. Por ello, lo mejor es que te asesores con un cerrajero sobre cómo mejorar la seguridad de tu hogar para que puedas salir de casa con más tranquilidad. 

Otra cosa a tener en cuenta es que si la puerta de su garaje es automática, es mejor que apague el sistema cuando salga para que los ladrones no puedan piratearlo. Parece mentira lo que se puede abrir con un mando cutre de Aliexpress.

Instalar un sistema de alarma

Las alarmas y cámaras de seguridad no solo protegen contra el robo, sino que también actúan como elemento disuasorio. Además, con las nuevas tecnologías, permiten la visualización remota de todo lo que ocurre en casa en tiempo real.

Hay sistemas de alarma con suscripción mensual y que, a pesar de que no estés atento, siempre que salten las alarmas alguien pueda gestionar la incidencia. Por otro lado, también hay sistemas autónomos más baratos, pero sin este servicio integral ni tan eficaz.

Invertir en una buena cerradura inteligente

Hay que ser consciente de que, uses la cerradura que uses, siempre podrá abrirse. Ya sea por golpe, perforación o extracción, siempre hay alguna forma de abrir una puerta. Las cerraduras inteligentes y de alta seguridad simplemente hacen que las cosas sean mucho más difíciles para los ladrones.

Además, este tipo de cerradura también puede ser muy interesante si estás mejorando tu hogar con domótica. Las de huella dactilar o las de cercanía son una magnífica opción para ahorrarse tener la cerradura accesible para los ladrones.

¿Qué más se puede hacer cuando te vas de vacaciones?

A pesar de dejar algunas luces automatizadas, incluso algunos electrodomésticos, lo recomendable es desconectar la mayoría de ellos. Aunque no estén en uso, el stand by siempre gasta electricidad, por lo que de esta forma se evita un gasto innecesario en la factura de la luz

Contratar seguros del hogar que cubran este tipo de incidentes también es una opción a valorar. Sí que es cierto que puede que nunca ocurra nada, pero cuando ocurre te va a sentar como una patada de la que te va a ser difícil recuperar. Y también porque te va a costar sentirte seguro de nuevo en tu propio hogar.

En definitiva, hay una gran variedad de acciones que puedes hacer para proteger tu hogar durante las vacaciones. Esto no te dará la absoluta certeza de que no te entren a robar, pero reduce las posibilidades. 

Deja una respuesta